SANGÜESA: UN CÓMIC DE LA EDAD MEDIA.

SANGÜESA: UN CÓMIC DE LA EDAD MEDIA.

EL PÓRTICO DE SANTA MARÍA LA REAL

La visita a Sangüesa debe incluir, si o si, el pórtico de la iglesia de Santa María la Real, obra cumbre de la escultura románica.  En la Edad Media, cuando la mayor parte de la población era analfabeta, los pórticos de las iglesias eran como los libros, una especie de cómics gigantes, que nos contaban una historia, una lección.

 

En el caso del pórtico de Sangüesa es una advertencia: “Ser buenos e iréis al cielo, sed malos e iréis al infierno”. Llegaban los peregrinos camino de Santiago y al detenerse frente al pórtico, “leían” en él, y advertidos retomaban con nuevos bríos el camino para, una vez cumplida la promesa de la peregrinación y la penitencia, obtener el perdón de los pecados. Pero, ¿Qué es lo que ese hermoso comic de la Edad Media nos cuenta? Para saberlo lo mejor, lo más sencillo es que lean el folleto que está en nuestra web y que les ofrezco a continuación.

Descarga el folleto

Espero que les haya resultado de ayuda. Ahora lo mejor es elegir un buen día para visitar Sangüesa, detenerse frente al pórtico, admirar la destreza del escultor y “leer” en él. Ya verá como disfrutará del placer de interpretar una obra de arte.

Una sugerencia para caminantes antes de terminar con el pórtico. Sangüesa fue una importante ciudad medieval, capital de la merindad de la montaña, rodeada completamente de murallas y con un puente de piedra que facilitaba el paso sobre las bravas aguas del río Aragón. Algo queda de todo aquello, pero del puente, uno de los más impresionantes de Navarra, nada queda. La sugerencia es retirar el actual puente metálico a otro lugar cercano y recuperar el antiguo puente tal y como era en la Edad Media. Si el puente de Mostar fue destruido durante la guerra de los Balcanes y reconstruido con la ayuda de la cooperación internacional ¿Por qué no podemos hacer lo mismo con el de Sangüesa? La ciudad sería otra,  y la contemplación del pórtico, que ahora es continuamente interrumpida por el tráfico, también sería otra. Ahí queda, lo que seguramente muchos sangüesinos ya habrán pensado y añorado.

 

La visita a Sangüesa se completa con un paseo por su casco histórico. Lo más interesante es que vamos a ir encontrando palacios antiguos palacios de hermosos aleros e iglesias de robustas torres, que más parecen fortalezas que templos. Hay dos claustros interesantes de ver, el del convento de Nuestra Señora del Carmen y el del convento de San Francisco de Asís. Finalmente, dado que Sangüesa es ciudad de gran actividad comercial, abundan los bares y los restaurantes, entre los cuales recomendamos el Yamaguchi por la calidad de su oferta gastronómica. Famosa es la pocha de Sangüesa, así que si es temporada, y la encuentra en la carta de alguno de sus restaurantes, no dude en probarla. Les dejamos el enlace al folleto de Sangüesa en el que les sugerimos un recorrido.

Descarga el folleto

Si tiene tiempo no dude en visitar un entorno rico en recursos naturales e históricos. Cerca están los impresionante desfiladeros de las foces de Lumbier y Arbayún, el castillo de Javier y el monasterio de Leyre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con

Translate »