URZAINQUI

Subiendo por la carretera que nos lleva al valle de Belagua, nos encontrramos un pequeño y bonito pueblo típico de la montaña Roncalesa.. Entre las montañas, barranco y al borde del río Esca, se encuentra el caserío de Urzainqui. De fondo la peña Ecegorria y las verticales laderas del monte Aristoya que parecen comerse el pueblo situado en las fauces vegetales de esos montes. En este pequeño pueblo nos encontramos algunos monumentos sorprendentes como:

Iglesia de San Martín de Tours.
Iglesia protogótica de comienzos del siglo XIII, al que se le añade un pórtico en el siglo XVI y unas naves laterales en el barroco. Destacan entre las piezas de platería, un relicario gótico con la marca pamplonesa del burgo de San Cernin y la cruz procesional renacentista. Cabe destacar la pintura sobre tabla del siglo XVI que representa un Ecce Homo de carácter flamenco. 

Ermita de Nuestra Señora de San Salvador.
Fue la antigua iglesia parroquial y pertenece al mismo estilo y cronología que la iglesia: construida en estilo gótico y restaurada en estilo barroco. Tiene una nave con tres tramos y cabecera recta que se cubre por bóvedas de crucería. En el interior destaca la talla de la titular perteneciente al estilo gótico del siglo XIV y un crucifijo con caracteres de tradición flamenca.

Casa Consistorial
Típia construcción de la zona reconstruida en 1984. Leer más

 

Ruinas de la Torre de Urzainqui
Construcción del siglo XVI con gran portada de grandes dovelas y escudete con anagrama de Cristo en la clave.

Casa Melikotx
Situada en el barrio del Castillo o Ingruñia: destaca el portalón adintelado y sobre el balcón del piso noble un escudo neoclásico.

MÁS INFORMACIÓN             

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
EL TURISMO FÁCIL NAVARRA